El objetivo se cumplió. Los chicos de Popeye ascendieron a la Liga Nacional de Hockey A en Mar del Plata por ser uno de los dos mejores del torneo, aunque el domingo no pudieron cerrar el festejo de la mejor manera ya que perdieron por penales el título ante Córdoba Athletic, el otro ascendido.
Los espinacas llegaron a La Feliz con la obsesión de emigrar de la LNHB, tarea que no sería nada sencilla, aunque de entrada demostraron la calidad de sus jugadores al ganarle por 11 a 0 a Marabunta Rugby Club, de la ciudad de Cipolletti, de Río Negro.
Luego, los popeyanos se enfrentaron al difícil Uncas de San Luis y empataron 3 a 3. En el último partido de la primera fase, los salteños se cruzaron con Córdoba Athletic y el resultado también terminó en paridad, pero esta vez 1 a 1.
Con un partido ganado y dos empatados, Popeye llegó a semifinales a la espera de Gimnasia y Esgrima de Rosario.
El encuentro se disputó el sábado con un claro triunfo para los espinacas por 5 a 3 que le permitió festejar el pase a la final, pero por sobre todas las cosas el tan ansiado ascenso a la élite del hockey nacional.

La definición

Ayer, como ocurrió en la tercera fecha de la fase inicial, salteños y cordobeses volvieron a encontrarse en busca del título.
Los jugadores de Popeye salieron decididos a llegar al arco rival, mientras que los de Athletic esperaron agazapados los errores del conjunto de avenida Arenales.
Popeye llegó al gol a través de Marcelo Costa y Sebastián Funes, pero los de Córdoba también anotaron en igual cantidad de oportunidades y, tras el sonido de la chicharra, definieron por penales.
Solo con el arquero rival al frente tiraron los salteños Costa, Funes, Federico Gómez, Hugo Aracena y Jorge Gómez, este último fue el autor del único gol de Popeye.
Athletic, por su parte, le convirtió dos veces a Diego Suárez y se llevó el trofeo de campeón.
La clave de los ganadores del torneo fue sin dudas el guardavallas Juan Manuel de los Ríos, que además fue considerado el mejor arquero de la competencia.
No es una novedad que el arquero de Athletic sea figura, ya que integró el equipo de Los Leones (el seleccionado argentino de hockey masculino) en varias ocasiones.
Tras el segundo lugar y el ascenso en sus valijas, Popeye regresa a la ciudad en las próximas horas pensando en la temporada de la Liga Nacional próxima, esta vez en la A.

Para ellas, Mar del Plata no fue nada feliz

Las chicas de Popeye también disputaron este fin de semana la Liga Nacional de Hockey B y al terminar en el undécimo puesto, descendieron al Regional A.
El equipo alternativo de las espinacas llegó a Mar del Plata con cuatro refuerzos de calidad (Virginia Stieglitz, Macarena Pescador, Constanza Gómez y Mercedes Ssaavedra), pero no logró ningún triunfo.
Las salteñas perdieron con Tucumán Rugby 3 a 2, empataron 1 a 1 con Andino de Mendoza, cayeron 3 a 2 con IAE Club, fueron superadas por las campeonas de Gimnasia y Esgrima de Rosario por 4 a 2 y también sufrieron una derrota con Independiente de Tandil por 2 a 0.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia