El calendario marcará 738 días de la última vez en que Luis Carlos "El Potro" Abregú se retiró del ring, hasta la vuelta del cuadrilátero, programada para el 19 de agosto próximo.
Más que dos años pasarán del duro KO ante Sadam Alí en Boardwalk Hall (Atlantic City), a su regreso en el micro estadio Delmi -con rival a confirmar-, porque el tucumano radicado en Salta quiere dar vuelta de página y demostrar que está lejos de colgar los guantes, como pensó cuando arribó al país.
Hoy, con otro promotor -Cristian Arias- está enfocado en su nueva pelea, en la categoría superwelter, y reiterar lo que demostró ante Jean Carlos Prada en su última victoria, de abril de 2014, también en la capital salteña.
Entusiasmado, El Potro y su mánager local visitaron la planta editorial de El Tribuno y contaron no solo lo que esperan para el combate del mes que viene, sino que además Abregú se sinceró y confesó que hasta hace poco se consideraba "un boxeador retirado", pese a tener 38 peleas en el profesionalismo, de las cuales ganó 36 y solo perdió las otras dos.

A dos años de la recordada pelea ante Alí, ¿cómo te enfocás pensando en lo que viene, sin mirar el pasado?

Estamos trabajando en equipo con Néstor Jaime, Rubén Condorí e Iván Jesús y estoy ansioso porque vamos a pelear el 19 de agosto, con muchas ganas de que llegue en ese momento.
Estuve inactivo durante casi dos años y la verdad es que cuesta mucho volver, me costó mucho la decisión, el ritmo. En general cuesta mucho por todas las decisiones que tenés que tomar. Pero estoy feliz por tener una fecha concreta el mes que viene.

Después de las críticas recibidas por el primer KO que tuviste y que esa pelea fuera televisada en Estados Unidos, ¿pensaste en dejar el boxeo?

No es que había pensado en dejar de pelear, estaba retirado, ya me consideraba un exboxeador. Tenía muchos problemas, pasaron muchas cosas que ya las dije en algún momento (tuvo cortocircuitos con gente de su entorno), y eso no me dejaba avanzar, estaba muy patente la pelea ante Alí y no podía tomar la decisión de ponerme a entrenar para comenzar a planificar un combate.
Fueron muchos los problemas que tuve, por eso dentro mío ya me había retirado, conmigo mismo estaba inseguro, afuera del boxeo, no podía seguir y eso era lo que sentía, por eso decidí colgar los guantes.
Por suerte con el tiempo los problemas se fueron aliviando, fueron pasando, mi cabeza se despejó y con ganas de hacer algo, empecé a entrenar. Ahora estoy contento y feliz, con muchas ganas de estar en el ring
.
Que la pelea sea en Salta hace más especial el regreso, ¿o querías subirte al ring en cualquier lugar?

La verdad que yo quería que sea en Salta, porque también hace más de dos años fue la última pelea acá. Tengo la necesidad de reencontrarme con la gente.
Es más, el público fue el que me llevó a tomar la decisión de volver a boxear, porque me crucé con mucha gente durante todo este tiempo y me pregunta, me alienta a seguir.

¿Sos de salir por la ciudad y charlar con quienes te consultan qué pasó?

Converso mucho con la gente, salgo a caminar por el centro y en todo este tiempo la gente respondió bien a la derrota que tuve. Es raro porque muchas veces el público no entiende algunas cosas, pero en este caso se dio cuenta que no estuve bien en esa derrota que tuve. Ahora me alienta a seguir y por eso vuelvo.

En un primer momento se dijo que el próximo rival sería el santiagueño Lucas Suárez, ¿no está confirmado tu contrincante?

Hay tres rivales posibles y uno de ellos es Lucas Suárez. Estoy viendo peleas de otros posibles rivales. Vamos a tener en claro qué puntos preparar en cuanto al rival, una vez que decidamos quién va a ser.

Cristian (Arias), sos el promotor que Abregú eligió para su nuevo rumbo, ¿El Potro estaba retirado y lo empujaste a seguir?

Me puso contento saber que quiere volver a pelear, él es un boxeador de élite, tiene muchos títulos. Además Carlos es un profesional con todas las letras: entrena en serio, en triple turno y está muy entusiasmado en su vuelta, la gente también lo está.
La fecha del micro estadio Delmi ya está confirmada y estamos analizando el rival. La familia del boxeo está contenta que Carlitos esté entrenando y que haga lo que más le gusta.

Como presidente de las Escuelas Municipales, ¿tenés ganas que trabaje también con ustedes?

Por supuesto, de hecho enseña a muchos chicos, es un boxeador muy motivador.
Tenemos pensado hacer peleas en Salta, por algún título que sería muy importante para Carlos obtener un título en su provincia.

¿Cuándo estarán a la venta las entradas?

Cuando tengamos confirmado el rival, vamos a tener más claro el tema de la venta de entradas. Es difícil porque muchos no quieren pelear con Abregú porque es El Potro.
Sin embargo, estamos ya trabajando en eso y pronto se sabrá el detalle del combate.

.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia