La esperanza es lo último que se pierde reza el dicho, y eso es lo que mantiene arriba el espíritu de los siete peloteros salteños que fueron seleccionados para jugar el Panamericano de béisbol en Puebla, México, vistiendo los colores de Argentina. Un sueño que desean cumplir desde que pisaron home por primera vez, pero que requiere mucho esfuerzo desde lo económico.
Nicolás Pérez, Joaquín Costas, Agustín Guanuco, Santiago Tonello, Tomás Jaime, Lucas Pereyra y Lucas Rementería, son los chicos elegidos para disputar el certamen internacional con la selección Argentina y que ahora buscan ayuda para poder viajar.
La lejanía de la sede de la competencia y el hecho de viajar a Buenos Aires primero, hace que el presupuesto requerido por cada uno alcance la cifra de $20.000, sumando estadía y gastos adicionales. Una suma de dinero a la que tienen que hacer frente los padres de los chicos, al no contar ni siquiera con el aporte de la Federación Argentina de Béisbol que aporta solo en gastos con la compra obligatoria del uniforme.
Es por eso que entre los padres de los jugadores han decidido unirse, sin importar sus colores como debe ser, y han decidido pedir ayuda al Gobierno de la provincia mediante una nota con el apoyo de la Liga salteña de Béisbol, para que al menos puedan ahorrar en el transporte desde Salta a Buenos Aires y viceversa.
Sería raro que del otro lado no respondan al llamado de uno de los deportes que más alegrías le ha traído a la provincia, y que solo en este año ya ha cosechado tres títulos nacionales en U-18, Preinfantiles e Infantiles. Justamente la categoría de los chicos que buscan viajar a México a competir.
Tampoco hay que perder de vista el papel que juega la FAB en todo esto, ya que hace diferencias en el trato de los distintos seleccionados a los que maneja. Si son los mayores, el viaje y el hospedaje se los reconocen a los jugadores. Mientras que las categorías menores tienen que costearse esto por su cuenta.
De todas maneras, la voluntad de los padres de estos siete chicos está intacta y ellos van a agotar todos los recursos que estén a su alcance para que sus hijos puedan no solo representar a la albiceleste en México, sino que también vivir una experiencia que van a atesorar por el resto de sus vidas.


¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia