El juez de instrucción número 33 Rodolfo Gustavo Pierreti procesó este miércoles a Rafael Di Zeo y otros dos barras de Boca Juniors, acusados de participar en un doble crimen ocurrido en la previa de un partido ante San Lorenzo, en julio 2013.
El magistrado encontró a uno de los lideres de "La Doce" y a Cristian "Fido" Debaux como instigadores de la balacera y dictaminó la prohibición de concurrencia a las canchas.
Sin embargo, Di Zeo estaría en condiciones de ingresar igual debido a que el viernes presentará la apelación ante una Sala de la Cámara del Crimen y deberá esperarse el nuevo fallo para ver si ratifica o rectifica a Pierreti.
La única forma que no estén presentes en el partido del domingo ante Colón de Santa Fe es que la dirigencia de Boca, encabezada por Daniel Angelici, los incluya en la lista del derecho de admisión.
Además, Walter Coronel fue procesado por el juez al ser considerado como partícipe necesario de los crímenes, ya que del auto de él se repartieron las armas.
El doble crimen de Marcelo Carnevale y Ángel Díaz ocurrió la tarde del domingo 21 de julio de 2013, en la previa de un partido amistoso entre Boca y San Lorenzo en el Nuevo Gasómetro del Bajo Flores porteño.
Carnevale cayó muerto de un tiro en el tórax en el cruce de Lafuente y Ana María Janer, donde se produjo la pelea entre los dos grupos de barras, mientras que Díaz falleció minutos después en el hospital Santojanni a raíz de una herida de bala en la región dorsal.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia