Está todo preparado para que Diego Ricardo Santillán, el joven tartagalense de 27 años que arrancó a los 16, cuando pidió ir a General Güemes y dejó a todos con la boca abierta, haga historia.
Mañana, a las 8 de este país, en Japón y a 20.000 kilómetros de distancia, El Fantasma peleará ante el japonés Shinsuke Yamanaka por el título gallo del Consejo Mundial de Boxeo (CMB) y buscará romper la racha de otros cinco salteños que pelearon por el cinturón y regresaron con las manos vacías.
Desde la primera búsqueda de un salteño a la última habían pasado 22 años, todas en contextos muy diferentes, y ninguno logró alcanzar el objetivo de ganar el título.
Rubén Osvaldo Condorí llevó su chance al estadio Delmi ante el recordado mexicano Gilberto Román, pero el ganador fue el visitante, en 12 rounds, por decisión unánime (113-118, 110-118 y 112-118).
Ricardo Raúl Núñez, también tartagalense como Ricky, tuvo la posibilidad de borrar el sabor amargo de la derrota de Condorí 18 años después.
Fue en San Miguel, más precisamente en el estadio Villa Luján de la capital tucumana, ante el santafesino Julio César Vásquez, quien terminó quedándose con el cinturón. El fallo, a 12 rounds y por decisión unánime, fue: 114-118, 112-118 y 113-118.
Víctor Hugo Paz, más conocido como "El Gauchito", fue quien más cerca estuvo de obtener el ansiado título, porque lo disputó en tres ocasiones.
Un año después de la derrota de Núñez el Delmi volvió a llenarse como el día en que peleó Condorí. El Gauchito Paz se enfrentaba al coreano Yong-Soo Choi, pero otra vez Salta se quedó con las ganas de festejar. La pelea terminó en el décimo round con el triunfo por nocaut técnico del coreano.
El Gauchito corrió la misma suerte en Colombia cuatro años después ante Newton Villarreal. Solo cuatro rounds le duró Paz al local.
A finales de 2001 fue por su tercera revancha personal, esta vez ante Stephen Smith, quien le ganó en 12 rounds por fallo unánime 108-120, 109-120 y 107-120.
El cuarto fue otro gran boxeador que tampoco pudo cambiar la racha salteña: Pastor Humberto "Vaca Mala" Maurín, quien perdió en Estados Unidos ante el mexicano Marco Antonio Barrera.
La pelea la ganó el mexicano por decisión unánime (108-120, 109-119 y 109-119). Sin embargo, "Vaca Mala" dejó una gran impresión y se transformó en uno de los peleadores más destacados de la provincia.
Años después, a mediados de marzo de 2014, su foto volvió a salir en los medios, pero por ser el primer condenado a cuatro años de prisión por el microtráfico de estupefacientes.
El último caso provocó un escándalo mediático: Sergio Manuel "Rocky" Medina peleaba por el título el 6 de diciembre de 2008 en Las Vegas contra el puertorriqueño Juan Manuel López, pero extrañamente se tiró al piso en el primer round y la pelea finalizó.
Después dijo que lo habían amenazado de muerte si es que no fingía, y al llegar a Salta se retractó.
La cita de hoy será la sexta oportunidad para un salteño y se dará en un Coliseum de Osaka, con capacidad para 9.000 personas. La pelea se verá por la señal digital de DeporTV, Ricky quiere cambiar la historia y conquistar el primer título mundial para Salta.

“Ricky tiene pimienta”
Si hay alguien que ha tenido la posibilidad de ser campeón del mundo es Víctor Hugo Paz.
Sin embargo, por diferentes circunstancias, el “Gauchito” no pudo quedarse con el más esperado cinturón en sus tres combates mundiales (disputados en esta provincia, Colombia e Inglaterra).
En diálogo con El Tribuno, Paz confía en la pegada de Ricardo Santillán, aunque admitió que apenas lo conoce, “encabezaré la fila en la plaza 9 de Julio cuando gane”.
“A Ricky lo conocí en el club San Martín y le dije que era un gusto conocerlo. Ese día le comenté que si seguía haciendo las cosas bien iba a tener la posibilidad de pelear por un título mundial”.
“Sinceramente no lo vi pelear en vivo, pero observé unos videos y me di cuenta de sus grandes condiciones”, agregó.
Con respecto al escenario que tendrá el tartagalense, Víctor Hugo dijo: “A mí me gustaba pelear afuera y sé que a Ricky también. Eso es bueno porque está en un lugar muy alejado a su gente”. Después comentó que si le pudiera dar un consejo a Santillán “tomaría la iniciativa en todo momento. Ricky tiene con qué ir al frente. Tiene pimienta”.
“El jueves (por mañana), me voy a levantar antes de las 5 y ya empezaré a buscar en internet la previa”.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia