El comité organizador de los Juegos Olímpicos de Rio-2016 no quiere gastar un centavo más de lo presupuestado y se aprieta el cinturón con cortes a los lujos en medio de la fuerte crisis que azota Brasil. Los cuartos de los atletas no tendrán televisor, habrá uno solo para compartir en la sala del apartamento; el área VIP será más modesta que en otras ediciones; y se tratará de imprimir menos.

Se llegó a considerar incluso cobrar por el aire acondicionado a los atletas alojados en la villa olímpica, pero después de quejas esa idea se descartó. La economía de Brasil está en fuerte recesión, la inflación ya alcanzó los dos dígitos y el desempleo crece. Un escenario muy diferente al de potencia boyante que en 2009 recibió la responsabilidad de ser sede de los primeros Juegos de Sudamérica. Por ello cada centavo ahorrado cuenta, dijo a la AFP el director de Comunicaciones del comité, Mario Andrada.

"Serán los primeros Juegos Olímpicos que van a tener una administración de costos inteligente, con equilibrio del presupuesto. Vamos a hacer los Juegos con el dinero que tenemos, no vamos a dejar cuentas pendientes para el gobierno pagar o la sociedad", subrayó, precisando que el corte puede oscilar entre 5% y 20%. El comité cuenta con 7.400 millones de reales (USD 1.900 millones) para organizar los Juegos, y el objetivo es no recurrir al fondo de 780 millones de dólares del gobierno federal, que se usará en otros aspectos como seguridad, infraestructura de transporte y energía.

Andrada aseguró no obstante que "no se va a economizar nada para los campos de juego, los deportes, ceremonia o legado", que al final es lo que involucra a los atletas y lo que ven los fanáticos. "Rio hoy está listo 80%, en abril estará listo 100% y durante los Juegos estará en 120%, será una Olimpíada espectacular", no dudó en decir el responsable. La construcción de la pista del velódromo quedó para enero por decisión del propio comité pero "no hay riesgo" de atraso, y la piscina de clavados no tendrá finalmente techo, a pesar de las quejas de la federación (FINA).

"No lo necesita, agosto es el mes más seco del año en Rio. En Barcelona, no tenía techo la instalación de clavados", explicó Andrada. Las áreas donde se celebrarán las competencias de vela en la contaminada bahía de Guanabara estarán limpias, pero "es una vergüenza nacional" que no se haya limpiado toda la bahía, admitió.

¿Qué te pareció esta noticia?



Comentá esta noticia