El hincha salteño es así. Se vuelve loco cuando River o Boca visitan la tierra de Güemes. Y su idiosincracia en materia de pasión por lo foráneo se fue acrecentando en los últimos años con la ausencia de representantes genuinos en las esferas más altas de este bendito deporte a nivel nacional.
Eso sí: cada vez que las “moles” más pesadas del fútbol recalan en La Linda, los comprovincianos se obnubilan y hacen de todo para conseguir una entrada. Y ese “de todo” incluye pasar una noche de desvelo y vigilia bancándose el frío en las boleterías del Gigante del Norte o del Fray Honorato Pistoia a la espera de una entrada. Esto se vio desde la misma madrugada del jueves, en la que muchos futboleros, la mayoría hinchas de River Plate, evitaron “dormirse” para ser testigos de la presencia del equipo de Marcelo Gallardo, con todas sus figuras y titulares, en nuestra provincia, para enfrentar a Estudiantes de San Luis el domingo, a las 20, en el Martearena, por los 16avos de final de la Copa Argentina.
Y la locura “millonaria” llegó a tal punto de arrasar con todos los puntos de venta en el primer día de venta y adueñarse de alrededor de 17 mil entradas en menos de ocho horas, tiempo récord y con escasos precedentes en lo que a presencia de equipos grandes en Salta se refiere. Y no dejaron populares ni preferenciales ni plateas.
Desde las 10, horario en que arrancó la venta, habían cuadras de fila en ambos puntos y pocos minutos pasaron para que se produzca un faltante de entradas y ciertas irregularidades (colas que demoraban más de la cuenta, bocas de expendio que funcionaban más rápido que otras) por lo que las quejas se multiplicaron.
“Al mediodía se agotaron las populares y a la tarde plateas y preferenciales, se pusieron a la venta todas las que estaban disponibles, cerca de 17 mil entradas, a excepción del remanente para Buenos Aires (menos de mil localidades) y las de la cabecera sur, destinadas a Estudiantes de San Luis, que se venderán mañana. No tenía recuerdos de una venta tan rápida y vertiginosa. Esperamos un Martearena colmado. Y no tengo información de irregularidades, solo puedo decir que en cada boletería hubo controles rigurosos. Y en el caso de populares se fijó un límite de dos entradas por persona”, le dijo a Alentandooo el coordinador de Deportes Federico Abud, para luego referirse a los mecanismos que se instrumentarán para evitar la reventa. “Se hará un control riguroso el día del partido. A nadie le sirve que se produzcan este tipo de hechos, fijamos un precio relativamente accesible para que la gente tenga acceso a un partido de esta magnitud”.














¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia