Sin lugar entre los titulares en Catania, y convaleciente de un desgarro, el uruguayo Alexis Rolin estaría con un pie en Boca Juniors.
Tras la salida del equipo de Juan Forlín y frustrado el intento por Fernando Tobio, de Palmeiras, Boca siguió la senda de Rolin, la alternativa que dio el entrenador Rodolfo Arruabarrena entre los centrales.
Portales deportivos daban como hecho la transferencia a préstamo del jugador del equipo siciliano, que juega en la Serie B del Calcio, aunque al mismo tiempo no había información al respecto en las web oficiales de ambos clubes.
Si se confirma la contratación del oriental, Arruabarrena tendrá otros dos puestos abiertos a refuerzos, el más urgente es el lateral, pues solo tiene en ese puesto a Nicolás Colazo, tras la salida de Emanuel Insúa, quien viajó Buenos Aires para partir a Italia y negociar con el Udinese.
Eugenio Mena, chileno del Santos de Brasil, es el elegido.
"Me hace acordar a Diego Placente", lo definió Arruabarrena por radio La Red, entrevista en la que confirmó que quedó clausurada la gestión por Milton Casco, de Newell's.
Sobre Gino Peruzzi, también del Catania, admitió las dificulades al afirmar que al estar en Europa "depende del aval del jugador y en lo económico estamos en Argentina". El otro puesto a reforzar es el de un "generador de juego", tal cual llamó el técnico, que puede ser un enganche o un media punta.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia