El bonaerense Matías Rossi (Chevrolet) estrenó ayer con éxito el título de campeón de Turismo Carretera, al adjudicarse la pole position de la primera fecha de la temporada tras la disputa de la segunda y decisiva tanda de clasificación en el autódromo de Concordia, Entre Ríos.
Rossi, escolta de Agustín Canapino (Chevrolet) en la primera clasificación del viernes, pudo realizar el enroque de posiciones tras una gran vuelta al trazado entrerriano de 4.700 metros de extensión, el que completó en 1m41s890/1000 para obtener su vigésima pole en 184 participaciones.
"No pensé que íbamos a estar para pole. Esto habla muy bien del equipo técnico que tengo", evaluó Rossi, quien mejor exprimió la potencia de los motores multiválvulas desarrollados por Oreste Berta que el TC estrena en esta cita en Concordia. Segundo, entonces, en un fin de semana donde también hacen su debut los nuevos chasis con menos cargas aerodinámicas que sus antecesores, finalizó el arrecifeño Canapino, a 388/1000 de Rossi.
A Canapino, sin dudas, le habrá quedado el sabor amargo de haber perdido el liderazgo, pero tendrá el consuelo de picar en punta en la segunda serie de hoy, ya que en la primera estará adelante Rossi.
En la tercera serie, en tanto, partirá primero el séxtuple campeón de la categoría, Guillermo Ortelli (Chevrolet), quien ganó un casillero con respecto a la primera clasificación en una jornada en la que había dado muestras de mejoría tras imponerse en el primer entrenamiento, y finalizó tercero, aunque a lejanas 956/1000 de la pole.
El dominio absoluto de Chevrolet se cortó con el cuarto puesto del entrerriano Mariano Werner a bordo de un Ford, el quinto lugar del santafesino Facundo Ardusso (Dodge) y el trencito de la marca del óvalo con Omar Martínez, Juan Manuel Silva y Gabriel Ponce de León, sexto, séptimo y octavo, respectivamente.
La actividad de la primera fecha del TC en Concordia concluirá hoy con las series y la final a las 13.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia