El dirigente de River Plate Carlos Trillo sufrió algunas contusiones cuando cayó una parte de la estatua de Angel Labruna que estaba siendo ubicada frente al Museo River, ubicado en el estadio Antonio Vespucio Liberti del barrio de Núñez, en la Capital Federal.
La estatua de bronce de unos 6,70 metros de alto y un peso de tres toneladas cayó en forma imprevista y alcanzó parcialmente al dirigente Trillo, uno de los mentores de la construcción del monumento a la memoria de uno de los máximos ídolos riverplatense.
Trillo fue trasladado de inmediato en una ambulancia del SAME al hospital Pirovano, ubicado en el barrio porteño de Coghlan, donde fue asistido. Afortunadamente, el directivo solamente sufrió algunas contusiones que no revisten gravedad.
Las tareas de traslado de la estatua fueron suspendidas tras el episodio y la próxima semana se reanudarán los trabajos de armado de la estructura.
Labruna, nacido en 1918 y fallecido en 1983, fue el máximo goleador de la historia del fútbol argentino, junto al paraguayo Arsenio Erico (Independiente), ambos con 293 tantos convertidos. El delantero jugó en la entidad 'millonaria' entre 1939 y 1956.
Como entrenador, Labruna condujo al equipo que se clasificó campeón del Metropolitano 1975, que cortó una sequía de 18 años sin títulos en la entidad de Núñez. También alcanzó los títulos en los Metropolitanos 1977, 1979 y 1980; además de los Nacionales 1975 y 1979.

    ¿Qué te pareció esta noticia?

    Aparecen

    Sección Editorial

    

    Comentá esta noticia