Salta Basket no hace pie y anoche sumó su tercera derrota consecutiva, aunque esta vez en condición de visitante ante Sarmiento de Resistencia, por 84 a 78, en su noveno encuentro en el Torneo Nacional de Ascenso. Ahora deberá reponerse porque mañana juega ante Hindú, también en Chaco.
Desde el primer minuto de juego los infernales salieron decididos a no especular y mostraron otra actitud con respecto al comienzo del partido anterior (ante Hindú).
Sin embargo, pese al cambio de cara, el equipo dirigido por Ricardo De Cecco estuvo muy errático y siempre estuvo abajo de su rival, que también mostró falencias, aunque tuvo mayor precisión, especialmente en los tiros de tres y por eso el primer cuarto terminó 22 a 17 a su favor.
En la segunda mitad del tiempo inicial tuvo a un decano más agresivo, pero las respuestas de los infernales también llegaron con Gregorio Eseverri como máximo anotador en esa etapa. Fue un cuarto agresivo de ida y vuelta, aunque siempre con una brecha importante para que los locales mantengan su ventaja.
Makal Stibbins, el jugador más regular del equipo provincial, apareció con toda su jerarquía y el Perro movió algunas piezas; metió a Álvaro Álvarez, Cristian Verón y a Eric Freeman (que arrancó el juego en el banco) y los salteños lograron darlo vuelta por primera vez cuando restaban dos minutos para irse al descanso.
Después solo hubo tiempo para una contra de los chaqueños y dos buenos triples del hombre de Campo Quijano para cerrar un 40 a 36 a favor de la visita.
La motivación fue tal que Salta Basket tuvo una gran recuperación, especialmente en defensa de la mano de Federico Parada que tomó varios rebotes y generó salidas rápidas.
El segundo tiempo comenzó con la misma intensidad que el cuarto final del primero, aunque con los infernales manejando el encuentro. Pero en el tercer cuarto recibieron una cachetada porque enfrente se encontraron con un Néstor Serantes que estuvo imparable y de su mano Sarmiento llegó a la igualdad.
Luego pasó al frente por un estupendo triple de su capitán, Sebastián Acosta, y esa inyección anímica fue letal para los salteños porque de a poco nuevamente el decano se escapó y logró terminar arriba por 62 a 51 en el final del penúltimo cuarto.
En la última parte, Salta Basket jamás se recuperó del bajón del tercer cuarto, pese a algunos pasajes de buen juego y de esta manera Sarmiento se quedó con un triunfo clave por 84 78 para subir en la tabla de posiciones, mientras que los salteños cosecharon su quinta derrota y ahora deberán ir con todo ante Hindú, también en Resistencia.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia