Sumada a su eliminación de la Copa Libertadores, más malas noticias llegan a Parque Patricios donde Huracán tendrá que jugar a puertas cerradas durante tres fechas en las que haga de local en el torneo de Primera División.
El Consejo de Seguridad dispuso la sanción que propuso el lunes el Consejo de Seguridad por los incidentes entre la hinchada y la policía, en la previa del partido que dejó como saldo al jefe del operativo, Carlos Dilascio, internado por una herida en el rostro, para que la pena sea aplicada por el Consejo del organismo.
A su vez, los miembros del consejo tendrán en cuenta los antecedentes que también tuvieron a la 'barra' de Huracán involucrada.
Y, en esta línea, fuentes policiales indicaron a Télam que si se vuelve a repetir un episodio similar, no le brindarán más servicio a Huracán cuando juegue como local en el estadio Tomás A. Ducó.

Los antecedentes
Los anteriores cruces fueron el 1 de noviembre del año pasado en el partido entre Huracán y Sportivo Belgrano, de Córdoba, cuando obligaron a suspender el cotejo y el choque luego del partido ante Alianza Lima, de Perú, el pasado 10 de febrero, por la primera fase de la Copa Libertadores de América.
Por estos hechos, el conjunto de Parque de los Patricios fue sancionado con un partido a puertas cerradas en ambas oportunidades.


¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia