Paolo Goltz fue uno de los integrantes de aquel equipo de Huracán de 2009, que comandado por Ángel Cappa estuvo al borde del campeonato y perdió una discutida y polémica final ante Vélez, en Liniers.

Años más tarde, el defensor central tuvo un buen desempeño en Lanús, por lo que dirigentes del América, uno de los equipos más importantes de México, depositaron sus ojos en él.

Precisamente con la camiseta de las Águilas, jugando la ConcaChampions ante el Herediano de Costa Rica, Goltz fue el protagonista de un hecho poco feliz. Cristian Lagos, futbolista del elenco costarricense, recibió una fuerte patada de un compañero del ex Huracán y cuando estaba en el suelo, apareció Goltz para propinarle un golpe en la cabeza con su pie derecho. Lagos sufrió un desmayo y tuvo que ser trasladado al hospital. Horas más tarde, aseguraron que el jugador se encuentra estable.

Fuente: minutouno.com

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia