Cristiano Ronaldo sabe que la pena no dura toda la vida, incluso si pierdes el Balón de Oro ante Lionel Messi. Es por ello que usó su cuenta de Instagram para demostrar que ya pasó la página, y lo hace al mismo estilo de los millonarios.
Al día siguiente de la ceremonia del Balón de Oro 2015, Cristiano Ronaldo publicó una foto en la que aparece con un lujoso carro. Este es un Porsche 911 Turbo S, valorizado en más de 200 mil dólares.
Sin duda, esta es una forma de distraerse del escrutinio público, pero lo que más le funciona es entrenar con el Real Madrid. El martes tuvieron una sesión en el frío invierno de España y posaron felices después de los ejercicios. Un verdadero equipo.

Embed

Una foto publicada por Cristiano Ronaldo (@cristiano) el


¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia