Unión Sunchales y Juventud Unida Universitaria de San Luis hicieron los méritos suficientes como para estar donde están y meterse en la puja final y definitiva por la segunda plaza de ascenso al torneo de la B Nacional 2016, sitial al que ya accedió Talleres de Córdoba, el campeón de la temporada 2015 y acreedor de la primera vacante para disputar la máxima categoría de ascenso del país. La gran final del reducido por ingresar a la jerarquizada divisional encontrará hoy frente a frente a los que mejor hicieron las cosas en el “lío” de los play-offs, siendo más meritorio lo realizado por los santafesinos que disputaron dos instancias de más que su rival de turno (los puntanos terminaron terceros en el tetradecagonal y se sumaron recién al reducido a partir de cuartos de final) y llegaron a esta final por el camino más largo venciendo, entre otros, al aguerrido Gimnasia y Tiro de José María Bianco en la serie de cuartos y al candidato Defensores de Belgrano de Villa Ramallo en semifinal.
El bicho verde sunchalense será local esta noche de Juventud Unida en los primeros 90 minutos de la final. Se jugará a las 20, en la fortaleza del bicho, con el arbitraje del irregular Pablo Echavarría, oriundo de Córdoba, quien es recordado en Salta por un flojo y polémico arbitraje en el Gimnasia-Juventud disputado en el Gigante del Norte en mayo de este año. Cabe recordar que en esta instancia no se tendrá en cuenta la ventaja deportiva, por lo que en caso de empate en los 180 minutos se definirá el segundo ascenso con disparos desde el punto del penal.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia