La cita fue pautada para la tarde de un día de semana en un barrio de la zona sur de la ciudad. De familia numerosa, los Aguirre se hicieron notar unas cuadras antes de arribar a destino, porque los autos y el afectuoso recibimiento entre ellos se produjo en el medio de la calle. Fue una reunión especial: Gabriela, la segunda de las cinco hijas de Ricardo y Juana, debuta en una Olimpíada con la Selección nacional de hockey (Las Leonas) y nadie quiere perderse la oportunidad de enviarle su mensaje de apoyo. Desde su tía Panchita a Luján, una de sus sobrinas más chicas, todos le desearon el mayor de los éxitos a la salteña.
Dentro de la casa, los 17 familiares directos (seis tíos, siete primos y cuatro sobrinos) se acomodan en el sillón principal, que tiene un detalle particular: es prácticamente todo negro (salvo el apoyabrazos que, como los almohadones, es blanco). "Fijate bien, acá somos del cuervo a muerte", lanzó de entrada su tío Luis, y su prima Bety agregó: "No pertenecés a esta familia si no sos de Central. Gaby también es fanática y se llevó a Río la camiseta".
Embed

Para los Aguirre el escudo es más que una herencia familiar, y de hecho quien se encargó de la logística de la reunión con El Tribuno es Roque "Coqui" (primo de la leona), pero no pudo estar presente porque a esa hora entrenaba a la octava división del azabache.
Quien tomó la posta, o el micrófono, para hablar de Gabriela es Luis, uno de sus tíos, dijo: "Nosotros, antes que nada, criamos a nuestros hijos y sobrinos con la esperanza de que sean buenas personas. Gaby demostró que con actitudes, esfuerzo, garra y pasión iba a poder cumplir con lo que se proponía. Con humildad se puede y ella lo hizo".
Orlando (su tío mayor) comentó: "Nuestra familia no le dio la fama, ella se la ganó sola. Tener una representante en la familia en los Juegos Olímpicos nos llena de orgullo. Comparto su alegría de verla triunfar y como nos pasa con la camiseta negra y blanca, somos grandes por lo que tenemos en casa". Una vez más los Aguirre dejaron en claro que el cuervo ocupa un espacio muy importante dentro de la familia.
Hilda (tía) la recordó de niña en las reuniones en la casa de su abuela. "Compartíamos los domingos, almorzábamos pastas y ella estaba ahí con sus hermanas y primas. Siempre fueron muy unidas".
"Tía Tutanita, quiero pizzita", me decía siempre que me visitaba. Nunca me voy a olvidar cuando eran chicas. Gaby está donde está porque se lo merece, es una emoción muy grande", contó entre lágrimas su tía Susana y se excusó: "Ella sabe que la tía es una llorona y que la amo mucho".
A medida que los familiares fueron recordando sus días junto a la jugadora del seleccionado, no pudieron ocultar su emoción y el llanto se apoderó de todos.
Su tía Panchita casi no pudo hablar y solo atinó a desearle "mucha suerte y un beso grandote".
Paola es una de las primas que, por ser contemporánea, más compartió con Gabriela y su mensaje también emocionó a todos: "Somos más hermanas que primas. Los asados, las pastas, muchísimos recuerdos que no se olvidan más. La abuela o mejor dicho, 'la nona' fue muy especial y sobre todo con ella, que era su malcriada, y los demás primos lo sabíamos", dijo entre risas y agregó: "Gaby, en el ámbito que se manejan deportistas como Las Leonas, es la humildad en persona. Venimos de una familia trabajadora".
Karina, otra prima, miró a la cámara y directamente le habló a la leona: "Hay una persona que te guía y es tu padre. Él, desde arriba, está muy orgulloso de vos".
Embed

  • Su llegada a Las Leonas

Once años atrás, cuando aún jugaba en Universitario, Aguirre fue convocada por Las Leoncitas para el seleccionado sub-21 que disputó el Mundial juvenil, y un año más tarde la integraron al plantel que jugó el Campeonato del Mundo en mayores.
Gaby decidió emigrar de Salta para jugar en el club Náutico Hacoaj, y con ella se fueron padres y hermanas. Dejar el equipo que la vio nacer y el resto de su familia, poco tiempo después tuvo sus frutos y hoy está por cumplir su último sueño.
"Cuando la citaban a Las Leonas primero viajaba constantemente y luego se radicaron allá. Fue un esfuerzo enorme", contaron sus íntimos.

  • El deseo de todos

Tras el recuerdo de los primeros pasos de Gabriela Aguirre, cada uno de sus familiares también le dejó un emotivo mensaje de aliento de cara a su primera competencia en los Juegos Olímpicos.
Los mensajes de Susana, Hilda, Gladys, Panchita, Orlando y Luis (tíos), Rosana, Bety, Paola, Karina, Lorena, Daniel y Dardo (primos), Luján, Mateo y Luca (sobrinos) se pueden observar en el video que quedó registrado en nuestra web: www.alen tan dooo.com.ar.


¿Qué te pareció esta noticia?



Comentá esta noticia